RESTAURANTE ITALIANO BRUCCULINO

por Lila Ortega on Julio 24, 2011 · 4 comentarios

Ciudad: Madrid.

Dirección: Trafalgar, 17.

Tel. 91 445 85 39. Madrid

Hacia una tarde magnífica y quedé a comer con una amiga que hace tiempos no veía. Tiene gustos delicados asi que elegí un italiano, que no tiene pierde, y además de un chef que conozco ampliamente: Ignazio Deias, que ha mimado mi gusto por la buena cocina muchas veces en sus diferentes establecimientos.

Dirigirme a Brucculino (dicen que el nombre viene de cómo pronuncian Brooklyn, los italo americanos residentes en New York) fue una de las muchas acciones agradables que me deparó la velada, pues esta ubicado en  la Calle Trafalgar, a tres pasos de la Plaza Olavide una de las plazas más bonitas de Madrid. Como siempre llego pronto a todas partes, me di un paseo por la plaza disfrutando del ambiente casi pueblerino de esta zona de Chamberi donde el tiempo ha dejado de saltar frenético para tomarse un respiro.

Al llegar a Brucculino venía ya con el ánima bien dispuesta. Me senté en la mesita mas próxima a la calle y observé el trasiego de gente por la calle. Amé la cuidad como en tantas ocasiones y disfruté de las vistas y de la compañía de mi amiga en un escenario delicioso. La carta de Brucculino combina la esencia de la cocina tradicional de los emigrantes de Italia con las influencias culinarias de las que se impregnaron en Estados Unidos. Es decir, estamos ante la típica cocina de Little Italy en Brooklyn!

Me costó decidirme así que pedimos todos los platos para compartir. Primero una ensalada de Rucula, pera y parmesano que estaba fresquita y crujiente pero que fue lo menos memorable de la carta. La proxima vez pediré la Cesar o haré sitio a una de las magnificas hamburguesas de la carta…

Después nos trajeron una ración para entre las dos, de la Exquisita Melanzanea la sinatra”, esa perfecta combinación de berenjena con tomate (con muy baja acidéz) y queso parmesano que estaba cremosa, untuosa, suave y aromática y que me hizo sentir en el corazón de Italia. (Aquí, Os linko a la receta que preparó mi amiga Ivana para su precioso blog y que describe perfectamente el plato). Mi amiga y yo, estabamos encantadas con este plato que habría podido ser para ambas el único por su contundencia, su fuerza, su sabor que perdura. Me relamo….

Continuamos con Risotto Mangano (de setas y queso) que comenzó a estimular nuestros jugos gástricos a metros de la mesa pues su aroma era llamativo. El punto del arroz era perfecto, con el grano firme pero cremoso a la vez, imprescindible.

En la mesa del lado estaban celebrando el cumpleaños de una chica, y todos los comensales alababan sus platos como si estuvieran en una competencia de “quien ha pedido el mejor plato” al parecer les ocurría como a nosotras, cada sabor les descubría nuevas sensaciones y promesas para próximas visitas al restaurante, porque por lo demás comer en Brucculino no es nada caro y siempre quieres más!

Mi amiga y yo que estabamos lamentándonos por no tener más apetito para haber pedido alguna de las hamburguesas que llegaban a la mesa del lado , pero dejamos de quejarnos para comer a dos carrillos, al recibir la Pizza Volaree que estaba inmejorable: queso de oveja con trufa negra, con la masa finísima, crujiente y ligera con el queso elástico y sabroso y MUCHA trufa, trufa de la buena que derramaba todos sus aromas en un plato memorable e intenso. De las mejores pizzas que he comido.

Por último y para compartir, un Tiramisú como tiene que ser, cremoso y ligero, con un punto acentuado de licor y café… Pues a veces tomo tiramisus en los que TODO es el mascarpone que se impone demasiado con su delicadeza un poco pesada ; ). El tiramisú de Bruculino estaba ideal y fue un cierre inmejorable para una comida que sueño con repetir, no solo por el contenido de los platos sino por el entorno y la relación calidad precio de Brucculino.

Con este nuevo lanzamiento Ignazio Deias acertó justo en el corazón (y en el paladar, por supuesto)

La cuenta: 50€ (25€ por cabeza, sin vino)

Ah, además ofrecen un par de menús del día fenomenales: uno de 11,80€ con muchos platos de la carta para elegir y otro más completo de 15,80€.

Este es uno de los locales que se convierte en los primeros de tu lista una vez los pruebas…  Ya me lo confirmaréis.

{ 4 comentarios… léelos a continuación o añadir uno }

Diana Julio 24, 2011 a las 6:09 pm

Hola Lila,

Como siempre, salivando en tu blog. Te informo de que me he quedado compuesta y sin dominio!!! Ahora estoy alojada en

http://lachicadelsolitario.blogspot.com/

besos

Lila Ortega Julio 24, 2011 a las 6:24 pm

Hola bonita!!!! no lo sabia! se te vencio la fecha para renovarlo? que faena!!! pues seguiremos disfrutando de la chica con el blogspot, que todo lo que nos cuentas esta igual de maravilloso con esa terminación!

gracias por tu visita.

Juan Bueno Agosto 28, 2011 a las 10:17 am

He disfrutado dos veces ya de Brucculino. La primera nada más abrir a raíz de una pequeña nota en prensa hablando de su llegada y la segunda un mes más tarde. En ambas ocasiones la comida fué de gran calidad. Sabores intensos pero contenidos de manera inteligente.
Un gran descubrimiento que espero se mantenga al nivel y no pierda el norte como algún otro italiano de última generación que por mucho abarcar…
Como anécdota decir que el primer día cenamos absolutamente solos y el segundo por poco no había mesa.
Enhorabuena y hasta pronto

Nana Febrero 4, 2012 a las 5:55 pm

Hola Lila
Fui un mediodía con una amiga a comer pq queda cerca de mi nueva casa. ahora vivo en Madrid. Antes también te seguía en Bcn.
Comimos el menú, muy bien y muy agradable.

Escribir un Comentario

Post anterior:

Post siguiente: