Terraza Hofmann “La seca”

por Lila Ortega on julio 28, 2014 · 1 comentario

Hoffmann-laseca-terraza-comerconlila

Uno de mis rituales de sábado es bajar caminando hasta la pastelería  Hofmann en la Calle  Flassaders, 44 y comprar croissants, uno para comerme a bocados sin ningún pudor en el minuto en el que me lo entregan y otros para llevar. Algunas tardes cuando llevo invitados de peregrinaje a mi pastelería favorita, subimos a su terraza “La Seca” en el teatro La Seca y nos tomamos el croissant con cafe allí. Nunca había tomado nada de sal, hasta que en días pasados tuve el placer de asistir a una conferencia sobre restaurantes y redes sociales y posteriormente disfrutar de un menú degustación de los platos que siempre podremos encontrar allí. Me odié por no haberlos descubierto antes.

ensaladatomateyventresca-ensaladillarusa-hofmann-comerconlila

Tomé la Ensalada de Tomate (dulsísimo y jugoso) con cebolla tierna y ventresca de atún (de muy buena calidad, por supuesto).

Ensaladilla rusa con regañá sevillana, con abundante atún y la consistencia de las patatas perfecta: firmes pero untuosas.

pulpoypatatas-hofmann-comerconlila

Pulpo a la gallega con patatas confitadas y mayonesa de pimentón, que me entusiasmó y que aún recuerdo salivando. Muy sabroso el pulpo, las patatas, fritas como unas bravas, perfectamente doradas y la mayonesa intensa pero nada pesada ni al estómago ni al paladar.

Mis compañeros de mesa, todos ex alumnos de la escuela de diferentes “hornadas” y yo disfrutamos sirviéndonos una y otra vez de las bandejas generosas en el centro de la mesa.

Después llegaron las cocas variadas y realmente aquí fue el despendole, todas fueron tan exquisitas que no podía detenerme y comí un poco más de la cuenta:

cocaitaliana-hofmann-comerconlila

La mejor para mi, la coca italiana: con pesto, tomate confitado y stracciatella (que es el relleno tierno de la burrata, más cremosa e intensa que la mozzarella) que era un portento, la coca tostada por los bordes y mullida y tierna en el corazón, los sabores equilibrados el queso suave, untuoso, jugoso. Perfecta!

coques Hoffman comerconlila

Después otra de ibérico, Romero y un queso parecido al brie fundido, que resultaba intensa y deliciosa.

La coca de Lacón con crema de queso preparada en una coca de pan de patata, oscuro y denso, estaba muy interesante, sabores recios pero a la vez muy equilibrados, nada pesados, La de bacalao confitado con romesco también fue un descubrimiento interesante y la de salmón con mayonesa de wasabi divertida. En conclusión todas recomendables, elegibles según tus apetencias del día, aunque para mi imprescindible la italiana.

cremayogurt-frambuesas-hofmann-comerconlila

Para cerrar un vasito de crema de yogurt, chocolate blanco y frambuesas que fue una sinfonía de sabores que aportaba frescura y alegría a una cena exquisita.

Salí de mi experiencia en La Terrassa “A la seca” exultante, como siempre que como maravillosamente sin dejarme la piel en la cuenta. Sintiendo que había hecho un nuevo descubrimiento clave de algo que estaba hace tiempo ante mis ojos.

Durante mi camino a casa pasé por muchas terrazas abiertas y bulliciosas y casi sentí pena por los incautos que se sentaban en algunas de ellas, les veía comiendo mal por mucho dinero, ignorantes de que muy cerca había la terraza ideal donde las tapas o platillos son sólo una excusa para acompañar las copas, sino que en la terraza “Hofmann la seca” comer es parte integral de una velada perfecta.

Nota: La terraza en las horas de la tarde cuando el sol castiga más en el verano es un poco calurosa, pero nada que pueda solucionarse con una buena bebida fresca y la sombrita.

{ 1 comentario… leelo a continuación oañadir uno }

carmen gallarin fernandez julio 28, 2014 a las 8:19 pm

Muy buena presentación , y alguna cosita las he probado ,y esta buenísimo ,

Escribir un Comentario

Post anterior:

Post siguiente: