CANTABRIA… INFINITA!

por Lila Ortega on marzo 25, 2010 · 6 comentarios

pisuena-comerconlila

La foto, no es mía es de vallespasiegos.org.

Me estoy reponiendo de uno de los viajes más bonitos que he hecho nunca. Y si, he necesitado tiempo para decantar y organizar mi experiencia para compartirla con vosotros porque CANTABRIA ES INFINITA.

Y no sólo voy a recomendaros (con vehemencia) muchos de los magníficos restaurantes que conocí y disfruté, sino lugares mágicos donde la vida se detiene por instantes y te zarandea y te besa en la boca… Exactamente como en la canción de Serrat.

Para comenzar un abrebocas… Una foto del Valle del Pisueña, donde el verde te abraza y te trae los rumores de gente valiente y luchadora de buen corazón.

Allí comí la mejor quesada y el mejor sobao de mi vida (pero lo dejo para un post único porque lo merece)

La comarca de los Valles Pasiegos,  me tocó el corazón, no sólo por lo verde de sus paisajes, ni por las casas de indiano con esa belleza magnifica y la esperanza que destilan por pertencer a quienes fueron a buscar fortuna y la encontraron… Sino por la historia de sus pasiegas, mujeres de otro tiempo que marchaban a buscar el alivio del hambre para ellas y para sus familias convirtiéndose en amas de cría de los bebés regordetes y saludables de la burguesía de Madrid, Barcelona y Granada… Fue en un museo pequeñito “Museo de amas de cría pasiegas” regentado por un guapísimo octogenario, inteligente y cálido, en el que me enamoré de la historia de estos valles. Nos enseñaron un vídeo de 15 minutos, sencillo y sin pretensiones, en el que hablaba una de las últimas amas de cría del valle.  Cuando encendieron la luz, mis amigas y yo estábamos con los ojos inundados y el corazón palpitante como en un poema…. Hermoso.

La segunda entrega será prontito y con muchas más cosas!

{ 6 comentarios… léelos a continuación o añadir uno }

Gloria marzo 25, 2010 a las 5:26 pm

El Museo de Amas de Cría Pasiegas es uno de esos lugares que si pasa por Cantabria, no deberías dejar de vistar. Es un lugar humilde, sin pretensiones, como las historias que allí explican. Historias de pobreza y de desarraigos. El de unas mujeres obligadas a dejar su tierra y su familia para poder alimentar a sus hijos. Mujeres pasiegas que iban a las grandes ciudades a amamantar a los hijos de la aristocracia y la alta burguesía pero que no podían dar el pechos los suyos. Se me saltaron las lágrimas oyendo la historia de estas bravas mujeres…

Delia marzo 25, 2010 a las 6:14 pm

Conozco Cantabria y me encanta.Es verde,acogedora,autentica y a mi,que no me vuelve loca la carne,fue allí donde me empezo a gustar¡
Beso preciosa:
DELIA

Akane marzo 25, 2010 a las 8:44 pm

Es mi gran pendiente de España. Adoro el norte, Asturias me tiene enamorada, pero aún no he encontrado el momento de visitar tierras cántabras. Y no será por falta de ganas… que me temo van a crecer muchísimo con tus siguientes entradas :)

Un abrazo

Ana marzo 26, 2010 a las 2:39 am

A mí me tiene presa el Norte que conozco entero excepto Galicia. En Cantabria estuve este verano y quedé enamorada, de sus tierras, de sus gentes que ya conocía y no me desencantaron, al contrario, reforzaron el concepto que ya tenía de las gentes del Norte, concepto que siempre me ha recalcado mi padre, que dice que son gente muy de verdad.
Un abrazo y me alegro de que hayas disfrutado. A la espera quedo de la segunda parte guapa.
Abrazos.
Ana

Ivana marzo 26, 2010 a las 1:11 pm

umm! que maravilla!! conozco algo de Cantabria y es maravilloso!! tendremos que volver
besitos y queremos leer máss de este viaje

Beatriz marzo 26, 2010 a las 6:48 pm

Deseando ver todas las entregas sobre el tema! Adoro Cantabria, los prados, las vacas, los sobaos, los bonitos, las rabas,………tantas cosas……ya me quedan menos meses para visitarla…..mientras me deleitaré con tus entregas! Un beso

Escribir un Comentario

Post anterior:

Post siguiente: